El euro busca un respiro; ventas minoristas, el dato del día

Hola Amigos, buen día. El dólar sigue dominando en el mercado de divisas, aunque está dando ciertas muestras de agotamiento en algunos pares principales.

El euro volvió a caer el jueves, y llegó a primera hora de este viernes a 1.0826, un mínimo que no tocaba desde mayo de 2017; el quiebre de 1.0820, que fue el mínimo de la última semana de abril de ese año, podría disparar una caída del euro a 1.0720, donde quedó un gap que dejó el triunfo electoral de Emmanuel Macron ese año en Francia.

Pero el panorama no luce tan negativo para el euro en estas horas. Si bien no logra alejarse del mínimo mencionado, su sobre venta muy marcada invita a pensar en una recuperación para este viernes, con objetivos en 1.0865 y 1.0890. Los indicadores del gráfico de 4 horas presentan claros indicios de un movimiento en esa dirección para la sesión americana.

La libra Esterlina, en tanto, ganó posiciones en la víspera ante el cambio de canciller en Reino Unido. La nominación de Rishi Sunak como nuevo ministro en la materia generó un alza de la libra, aunque su crecimiento luce limitado. La fortaleza del dólar parece estar por encima de cualquier cambio de nombre en el gabinete del gobierno que lidera Boris Johnson.

Respecto al yen, se muestra en una posición expectante, en 109.80, con indicadores que, en el gráfico de 4 horas al menos, no dejan ver posiciones claras para el resto del día. El avance del coronavirus genera a la vez incertidumbre e indiferencia en los mercados, en forma alternada. El yen, que actúa como refugio cuando las cosas se ponen difíciles, no parece tener la fuerza suficiente para ganar terreno más allá de 109.50 en las próximas horas.

El dato de ventas minoristas en Estados Unidos tendrá la atención de los inversores este viernes. Se trata de un informe clave, que divide las ventas en una visión general, y otra que excluye la venta de vehículos. En ambos casos se espera que las cifras sean positivas, aunque el efecto sobre el dólar podría ser neutro. Así sucedió con el índice de inflación, conocido el jueves, y que estuvo en línea con lo esperado.

Por otra parte, se conocerá el índice preliminar de confianza del consumidor de la Universidad de Michigan. Si bien podría ofrecer un guarismo menor al de meses anteriores, la variable no es un problema para la economía estadounidense en estos tiempos, dado que el índice se ubica en máximos de muchos años.

La sesión americana luce entonces como medianamente atractiva, pendiente de las novedades del coronavirus, y también de la apertura de Wall Street, a las 9.30 del este. Allí podríamos ver una nueva aceleración de los índices principales, cuyos futuros siguen tocando máximos históricos en estas horas.

Amigos, tengan todos una excelente jornada de operaciones, y un muy buen y reparador fin de semana, nos reencontramos el próximo lunes. Hasta entonces.